Betis, el equipo revelación de La Liga

0
76
clinica santa isabel

Si estás informado sobre los diferentes deportes sabrás que el Betis es una de las instituciones deportivas más influyentes de Andalucía. Año tras año sus aficionados alientan al equipo incluso a pesar de las adversidades. Un claro ejemplo fue la temporada pasada. 

Fichajes como Borja Iglesias no dieron la talla y el conjunto verdiblanco acabó la temporada sin pena ni gloria. Sin embargo, la situación podría cambiar drásticamente si los hombres liderados por Manuel Pellegrini siguen en la línea que han mantenido hasta ahora. 

En segunda posición

Es inevitable esbozar una sonrisa al consultar la clasificación actual de La Liga 20/21. Y es que el Betis, en caso de que se terminase ahora mismo la competición, se alzaría con el honor de haber quedado segundo. 

Por delante solo tiene al Real Madrid, equipo que posee un punto más en su marcador particular. Ciertamente al cuadro merengue le queda por disputar un partido que los andaluces ya han llevado a cabo, pero eso no le quita la ilusión a la afición verdiblanca.

Como es menester, los ojos de los hinchas se dirigen automáticamente al rival directo de la ciudad. En los momentos de escribir estas líneas el Sevilla FC está dos puntos por debajo, lo cual es meritorio teniendo en cuenta que ya se ha enfrentado al FC Barcelona y obtuvo un empate muy meritorio 

Hablando de méritos, no puede pasarse por alto una gesta que estuvo a punto de conseguir el Betis ante el Real Madrid. Precisamente la misma forma parte del repaso de los últimos partidos del que, a fecha de hoy, ya puede considerarse el equipo revelación de la competición. 

Tres victorias en los últimos cinco partidos

Antes de llegar al partido que enfrentó a los de Pellegrini contra el cuadro dirigido por Zidane, se disputó un importantísimo Alavés-Betis. Dicho encuentro supuso una enorme inyección de moral. Obtener tres puntos siempre es positivo, pero cuando se consiguen en el último instante de partido, el sabor de boca es si cabe más agradable. 

Lo cierto es que el partido fue dominado por los verdiblancos a todos los niveles. Las escasas ocasiones de gol por parte del Alavés fueron invalidadas por fueras de juego. Todo lo contrario sucedió con el Betis, disparando un total de once chuts. El más relevante fue, por supuesto, el de Tello en el minuto 94 que sirvió para cosechar un trascendental triunfo.

Ambición. Esta palabra define a una plantilla con hambre, demostrándolo a la perfección en el siguiente partido. Una semana después se enfrentaron al Valladolid y, en esta ocasión, no hubo que sufrir hasta el final. Ni mucho menos. 

En la primera parte el encuentro quedó prácticamente finiquitado. Fekir transformó un penalti muy justo y, escasos minutos después, Carvalho sentenciaba demostrando que no solo es un buen pivote defensivo.

Por aquel entonces el Betis ya empezaba a ocupar unos puestos en la tabla clasificatoria de lo más atractivos. Aunque quedaba ver cómo se comportaría el equipo ante el conjunto ganador de la competición, el Real Madrid.

Para sorpresa de los hinchas verdiblancos, el equipo andaluz logró plantarle cara al cuadro merengue. De hecho, el Betis llegó a estar por delante del marcador en la primera parte.

La expulsión de Emerson condicionó gravemente el partido. Es importante tener en cuenta este dato, ya que también será fundamental en el siguiente encuentro que sacaremos a colación. Después de que Royal se dirigiese camino a los vestuarios, Sergio Ramos anotó de penalti el 2-3 definitivo.

Desafortunadamente no ha sido la única expulsión que ha penalizado a los verdiblancos. En el siguiente partido un nuevo error, en esta ocasión por parte de Mandi, le costó una roja que fue recriminada por Pellegrini. 

Sí, el partido ya estaba más que finiquitado con un contundente 3-0. Pero Aissa podría haber sido crucial para plantarle cara al Valencia en la próxima jornada. Por suerte, no fue necesario. 

Y es que a pesar de dicha baja un tanto sensible, el Betis se impuso al conjunto valenciano a domicilio con un contundente 0-2. La mala imagen dada en el Coliseum Alfonso Pérez se revirtió por completo. 

Lo cierto es que no todo fue malo en Getafe. De hecho, a nivel de juego el Betis se mostró superior, pero estuvo muy ineficaz en los últimos tres cuartos de campo, prácticamente no llegando a la portería rival.

Todo cambió ante el Valencia. Hasta ocho disparos a portería pusieron en aprietos al guardameta, quien no logró atajar dos de esos lanzamientos. Solo un par de amonestaciones con tarjeta amarilla recibieron los andaluces, evitando otra roja que hubiera sacado de quicio a Manuel Pellegrini.

 Hablando del chileno, a sus 67 años se muestra más satisfecho que nunca por el buen camino que, hasta ahora, está siguiendo el Betis. En caso de mantener estas cifras tan positivas el cuadro verdiblanco tal vez logre una hazaña similar a la del Granada y se clasifique para la Europa League.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here