Dos equipos de especialistas del Virgen del Rocío se desplazan al norte de Tanzania en labor humanitaria

0
158
Han intervenido finalmente a 71 personas.
clinica santa isabel
Han intervenido finalmente a 71 personas.

Redacción. Dos equipos de profesionales del Hospital Universitario Virgen del Rocío se han desplazado desde el mes pasado a dos regiones de la zona norte de Tanzania para prestar asistencia sanitaria humanitaria a los locales, gracias a la colaboración de organizaciones sin ánimo de lucro que trabajan allí todo el año.

Así y por un lado, un equipo de ocho profesionales del Hospital Universitario Virgen del Rocío ha viajado hasta el Hospital de Korogwe de Tanzania (África), junto a la Fundación Cirujanos en Acción, para intervenir a personas locales con problemas de salud, principalmente con hernias y patología de tiroides.

En total, han pasado consulta a más de un centenar de pacientes, durante diez jornadas que se extendieron a lo largo de todo el día y han intervenido finalmente a 71 personas. Entre los procedimientos, han resuelto hernias inguinales, umbilicales, epigástricas, lipomas o fibroadenomas gigantes, bocios, tumores y otras enfermedades varias que suponen salvar la vida a estas personas en las condiciones en las que habitan.

En cuanto a la anestesia, los profesionales han realizado anestesias locales con sedación, anestesias raquídeas y anestesias generales con intubación orotraqueal. Todo ello, en un hospital local que dispone de una zona de quirófano y otra parte donde se encuentra maternidad, con sala de paritorios y de hospitalización para el postparto. Además, incluye una sala de hospitalización para los pacientes quirúrgicos, y otra de hospitalización infantil.

Todos los pacientes (salvo los que tenían anestesia local) pernoctaron en el hospital y fueron dados de alta la mañana siguiente de la cirugía, tras el pase de visita efectuado por el equipo. Se trata del único equipo de especialistas que operan bocio en zonas endémicas a pacientes con compromiso respiratorio o de deglución dentro de un proyecto de cooperación, ya que tiene su dificultad.

La idea de la misión nace del cirujano Eduardo Perea del Pozo, a la que se han sumado otros profesionales del Hospital Universitario Virgen del Rocío de otras áreas que han hecho posible esta labor humanitaria por cuarto año consecutivo en programas cada vez más largos y para resolver problemas de salud más complejos. En concreto, el equipo ha estado formado por los cirujanos Eduardo Perea del Pozo, Manuel Bustos Jiménez, Abdul Razak Munchef; la residente de quinto año de Cirugía General Ana Senent Boza; las anestesiólogas Inmaculada Benítez Linero y Guiomar Fernández Castellano; y las enfermeras de quirófano María del Mar Martínez Gómez e Inés Sánchez Rey.

Además de este compromiso con Cirujanos en Acción, con los que llevan cuatro años trabajando, el servicio participa también en otros proyectos de cirugía coloproctológica en Guatemala, de cirugía hepatobiliar en Centroamérica, y de cirugía y desarrollo médico y educación sanitaria en el Sáhara.

Entre los procedimientos, han resuelto hernias inguinales, umbilicales, epigástricas, lipomas o fibroadenomas gigantes, bocios, tumores y otras enfermedades.

Otras especialidades. Por otro lado, un grupo de profesionales de las Unidades de Ginecología y Patología Mamaria y Anestesiología se ha desplazado a Tanzania para colaborar con la Asociación para la Cooperación y el Desarrollo (ADECO-Andalucía), en un programa de Ginecología en apoyo de la tribu Hazda.

Este equipo ha efectuado más de 1.000 exploraciones en consultas y un centenar de intervenciones con el apoyo del personal sanitaria que trabaja en la zona.

Durante esta experiencia, han constatado la elevada mortalidad infantil de la zona, con condiciones sanitarias muy pobres, que ronda entre el 30 y el 40%. De ahí que hayan regresado con una serie de proyectos de mejora en mente que podrían impulsar de una forma definitiva la salud de la mujer en Mangola: instaurar poco a poco un cribado de cérvix (mediante la dotación del hospital, la colaboración con atención primaria y la formación de un citotécnico entre otras cosas), instruir a los sectores más jóvenes en prácticas de prevención de riesgos de Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS), y proporcionar tratamientos curativos o paliativos en áreas de Patología Mamaria y Ginecología.

Esta colaboración se mantiene desde 1996 en diversos proyectos, para apoyar a comunidades desfavorecidas en Guatemala y República Dominicana, donde profesionales sanitarios y no sanitarios han prestado su servicio voluntario, desinteresado y altruista.

Este proyecto continuó en 2016 cuando ADECO contactó con los misioneros Ángel Lozano y José Aguilar, que llevaban entonces 42 años en el valle de Mangola, en Tanzania, y se propician con ellos varias líneas de colaboración, fundamentalmente en el área sanitaria y educativa. Así, y en concreto, han prestado ayuda sanitaria a la tribu bosquimana Hazda, han apoyado el proyecto de financiación y ayuda al Hospital Askofu Hhando de la Misión de Mangola, la construcción de la Escuela Primaria Father Liberman en el valle de Mangola, un programa de apadrinamiento en esta zona y la puesta en marcha de jornadas médicas en el Hospital, con el programa de Ginecología en el que participa el Virgen del Rocío, y otro de salud bucodental.

Asimismo, tienen un proyecto de atención a personas de exclusión social Buen Samaritano. Los cooperantes que se han trasladado este año son Elena Escudero Blanco, residente de Ginecología; Carlos Hernández Quiles y Bosco Barón Franco, internistas y miembros de ADECO; Carmen Hernández Fernández residente de Ginecología; Julio Molina Campaña, Anestesiólogo; Lina Alfaro Galán, cirujana de Patología Mamaria; y Lola Bernal Muñoz, cirujana de Ginecología.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here