Ecovidrio lanzan un reto a los distritos para impulsar el reciclaje de envases de vidrio

El ganador será el que haya depositado más vidrio en los contenedores esféricos que se colocarán en cada distrito.

0
9

Redacción. Con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente, Ecovidrio, la entidad sin ánimo de lucro encargada de la gestión del reciclado de residuos de envases de vidrio en España, el Ayuntamiento de Sevilla y Lipasam lanzan un nuevo reto a todos los sevillanos a través de la campaña ‘Contra el cambio climático, Sevilla abraza el planeta’.

Esta campaña, con la que colabora el propio Ayuntamiento, Lipasam y los distritos de Sevilla, nace con el objetivo de fomentar el reciclaje de envases de vidrio en la ciudad.

Como parte de este reto, que estará activo hasta el 30 de junio, Ecovidrio ubicará un exclusivo contenedor esférico en cada distrito de Sevilla, invitando a todos los ciudadanos a depositar los envases de vidrio en el contenedor de su distrito. Una vez finalice la campaña, el distrito que más toneladas de vidrio haya depositado en su contenedor será el ganador, recibiendo como premio la pintura de un mural, fruto de un proyecto colaborativo entre Ecovidrio, Lipasam y el distrito ganador.

Campaña

Esta campaña se enmarca dentro del Plan Andalucía puesto en marcha por Ecovidrio y que pretende duplicar en cinco años la recogida selectiva de envases de vidrio en toda la región (unas 200.000 toneladas). La hoja de ruta contempla entre otras líneas de actuación: la visita y colaboración con más de 30.000 establecimientos de hostelería y restauración, el desarrollo de más de 200 campañas de sensibilización y concienciación ciudadana o la mejora de la contenerización, de forma paulatina, con la instalación de más de 5.000 nuevos puntos.

En concreto, los contenedores estarán ubicados:

  • Triana, en la plaza San Martín De Porres, frente al ambulatorio Amante Laffón
  • Macarena, en La Barzola, junto al Ecopunto, esquina calle Brenes
  • Este, en la avenida de la Ciencia, junto al Ecopunto
  • Cerro-Amate, junto al Mercado de Abasto Las Candelarias, Plaza Andreu Urra
  • Bellavista, en el Paseo Europa, en el cruce con avenida de Alemania
  • San Pablo, en la calle Jerusalén, frente al distrito municipal
  • Nervión, en la Gran Plaza
  • Casco Antiguo, en la Plaza San Francisco
  • Sur, en la calle Felipe II, esquina Gaspar Alonso
  • Norte, Camino de los toros, esquina Agricultores, junto al Ecopunto
  • Los Remedios, en la calle Asunción, esquina con Virgen de Luján.

Recogida selectiva en Sevilla

Sevilla batió en 2020 su récord de recogida selectiva. Se recogieron el año pasado 60.844 toneladas de residuos de forma selectiva, incluyendo las fracciones separadas de los contenedores domésticos (envases, vidrio, papel/cartón y materia orgánica), que sumaron 34.181 toneladas; los recogidos en la red de puntos limpios de la ciudad, que se situaron en 24.725 toneladas, y las 1.938 toneladas que suman los contenedores de aceite doméstico, de pilas y de textiles que están dispuestos por distintos puntos de la ciudad.

Según los datos que maneja la empresa de limpieza viaria y protección ambiental del Ayuntamiento de Sevilla, Lipasam, el esfuerzo y la concienciación de la ciudadanía de Sevilla por separar adecuadamente sus residuos ha venido incrementándose en los últimos años y, así, desde 2014 ha crecido más de un 35 por ciento, pasando de los 65 kilos por habitante de aquel ejercicio a los 88 del año pasado.

El porcentaje de residuos que se recogen de forma separada,

Gracias a ello, el indicador de recogida selectiva, que es el porcentaje de residuos que se recogen de forma separada, ha crecido también en cinco puntos durante este periodo, pasando de un 13,8 por ciento en 2014 a 18,8 por ciento en 2020, un porcentaje este último que sitúa ya a Sevilla en el entorno de la media nacional –que ronda el 19 por ciento según los últimos datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística en su análisis sobre Recogida y Tratamiento de Residuos– y siete puntos por encima de la media andaluza, del 12 por ciento aproximadamente.

Dentro de estos niveles, el vidrio tiene un papel fundamental, aunque en este caso los datos están condicionados por la caída de actividad de la hostelería. Pero en los domicilios la recogida de vidrio no ha parado de crecer. El año pasado se cerró con 10.547 toneladas recogidas, es más de un 30 por ciento superior a las 7.838 toneladas con las que arrancó el mandato 2015. Es una media de 15,3 kilos por habitante (52 envases cada uno).

“Contra el cambio climático, recicla vidrio”

Según incide, el vidrio que se deposita en los contenedores se recicla al cien por cien y se utiliza para la fabricación de nuevos envases, de forma indefinida y sin perder las propiedades originales. “Reciclando vidrio evitamos el crecimiento de los vertederos”, recalca.

Añade que reciclar vidrio es un elemento clave en la lucha contra el cambio climático. Al usar calcín, vidrio reciclado, en la fabricación de nuevos envases se evita la extracción de materias primas de la naturaleza, evitando la erosión de los suelos y la deforestación de nuestro entorno. Además, se minimiza la emisión de CO2 en el proceso de fabricación y se ahorra energía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here