El Hospital Macarena demuestra que el manejo centralizado del paciente con osteoporosis reduce el riesgo de fracturas

El modelo de captación de pacientes de mayor riesgo aumenta la adherencia al tratamiento y reduce la mortalidad.

0
39

Redacción.  La osteoporosis es una enfermedad crónica y progresiva que aumenta la fragilidad de los huesos y el riesgo de sufrir fracturas. Estas fracturas son la consecuencia final de la osteoporosis. La disminución de la masa ósea que la caracteriza da lugar a roturas que “según la evidencia disponible puede aumentar el riesgo de una nueva fractura hasta 4 veces más”, aducen los especialistas de la Unidad de Prevención de Fracturas del Hospital Universitario Virgen Macarena.

El modelo de detección de pacientes con fractura previa implementado por esta unidad preventiva del servicio de Medicina Interna del hospital sevillano, muestra un éxito rotundo.

Así, los datos comparativos publicados en el congreso celebrado en 2021 por la Sociedad Española de Investigación Ósea y Metabolismo Mineral, donde se confrontaron los datos de esta unidad con los de otras unidades similares de otras áreas sanitarias nacionales, concluyó que el manejo centralizado y coordinado de pacientes con fractura inicial que aplica este hospital, reduce significativamente la mortalidad y la tasa de refracturas, a la vez que aumenta la prescripción y la adherencia al tratamiento.

Este procedimiento de atención de pacientes de mayor riesgo, pone el foco en la detección de personas que sufrieron una primera fractura sin traumatismo previo o tras una caída desde la altura del paciente sin que exista un alto impacto.

Para esa detección, la cooperación de esta unidad con otras especialidades hospitalarias y centros de salud de su población de referencia, ha permitido valorar el mayor número posible de casos con este perfil dentro de su área hospitalaria, lo que se traduce en unas 1000 personas cada año.

A través de esta valoración se realiza un abordaje integral en acto único desde el que se inicia una terapia para prevenir posibles nuevas fracturas. “En él se coordina extracción analítica, densitometría, exploración funcional por la enfermera gestora de casos y, mediante consulta médica, se establece el riesgo de refractura y el tratamiento a seguir. Tras esta consulta se deriva al paciente a atención primaria para seguimiento compartido”, explica el doctor Jesús Olmo, responsable de la Unidad de Prevención de Fracturas del Hospital Universitario Virgen Macarena.

Se prevé un incremento del 29,6% de este tipo de fracturas para el 2034, lo que supone 370.000 fracturas por fragilidad en España. Según el estudio Scope 21, en España el 64% de las mujeres con osteoporosis no recibe tratamiento preventivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here