El Valme incorpora en la provincia el primer TAC espectral

Conforma un equipamiento vanguardista.

0
33

Redacción. El servicio de Radiodiagnóstico del Hospital Universitario de Valme de Sevilla ha incorporado de forma pionera en la provincia de Sevilla un TAC de última generación que aporta como novedad la ‘imagen espectral’. Conforma un equipamiento vanguardista que constata la apuesta de la sanidad pública andaluza por la mejora continua y el compromiso de este centro hospitalario con la innovación y la mejor respuesta asistencial.

El nuevo tomógrafo computerizado, cuya inversión ha ascendido a 1,5 millones de euros, proporciona los beneficios de la generación de la imagen espectral que suma el máximo detalle visual para la mayor caracterización de distintos elementos, tejidos y lesiones. El jefe del servicio de Radiodiagnóstico del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, Rafael Aznar, ha señalado a través de un comunicado «es un nuevo concepto que supone una revolución tecnológica en nuestra especialidad para el ámbito diagnóstico-terapéutico, contribuyendo a una mayor calidad asistencial global».

TAC

Este TAC ha sido adquirido por el Servicio Andaluz de Salud (SAS) dentro del Proyecto Huella de Energía, en el que a través de un servicio de disponibilidad se ha renovado y mejorado la capacidad diagnóstica de 68 equipos en Andalucía.

En concreto, este equipo TAC espectral instalado en el Hospital Universitario de Valme tiene características tecnológicas que lo definen como uno de los de mayor precisión disponible en el entorno sanitario actual, aportando numerosas ventajas. Las mismas destacan en primer lugar por le hecho de disponer de la propia imagen espectral: alta calidad de definición, velocidad de adquisición de imágenes en fracciones de segundo e identificación más minuciosa de la composición de determinados tejidos o áreas patológicas. Y, por otro lado, permite realizar estudios de ultra baja dosis, reduciendo la dosis de contraste yodado intravenoso en los pacientes y la radiación hasta en un 80% con respecto al TAC convencional.

A ello sumar la multivariedad de su aplicabilidad en numerosas especialidades médicas y quirúrgicas, siendo de especial utilidad en patologías cardiológicas, pediátricas, oncológicas, urológicas, de medicina interna y musculoesqueléticas.

Beneficios de aplicabilidad

La mayor definición y calidad de esta tecnología facilita imágenes mucho más nítidas donde los procesos inflamatorios, degenerativos y tumorales se observan con más precisión y permiten a los especialistas objetivarlos de forma más rápida. Según Aznar, «agiliza los tiempos diagnósticos, evitando pruebas complementarias o consultas médicas de seguimiento de la patología y optimizando eficiencia en las respuestas asistenciales».

Concretamente, en el área de Cardiología, el nuevo TAC espectral permite adquirir un estudio completo en un único latido cardíaco, ampliando el espectro de pacientes que se pueden beneficiar de su abordaje. Es el caso de la coronariografía virtual, donde existía hasta ahora una limitación por frecuencia cardiaca con anteriores equipos; mientras que el actual no tiene esa limitación garantizando un estudio cardiaco completo. También se suman perfiles de pacientes con fibrilación auricular, extrasístoles u otras arritmias cardiacas.

Asimismo, en el área cardiológica se suma otro avance como es la valoración miocárdica, la perfusión, para analizar de forma precoz la repercusión de la isquemia miocárdica sin necesidad de sacrificar la calidad de imagen repitiendo pruebas y dosis ionizantes.

Otro algoritmo implícito en el nuevo equipo actúa en la corrección del movimiento del paciente, así como su equipación con un sofware de reducción de artefactos metálicos, que permite la mejor resolución de imagen en pacientes con protésis o implantes metálicos cercanos a la zona de exploración. Un avance no limitado al área cardiaca, sino aplicable al resto del cuerpo.

De hecho, esta última característica tiene grandes beneficios para la exploración de pacientes clínicamente inestables, como es el caso de su aplicación en estudios torácicos con amplio campo de visión evitando artefactos de respiración.

Área pediátrica

En el área pediátrica, tiene un especial valor añadido al tratarse de pacientes tan sensibles a la radiación y ser necesaria la velocidad de adquisición de imágenes. El mismo obtiene la reducción importante de radiación y evita en muchos casos la sedación.
Los avances de esta nueva tecnología son de gran valor en el diagnóstico y tratamiento de pacientes oncológicos. Supone una mejora en su manejo; dado que, no sólo determina el volumen, localización y extensión del tumor, sino sus características biológicas reduciendo la administración de contraste iodado.

En el campo de la Urología, el análisis espectral permite la caracterización de la composición exacta de los cálculos de riñón y urinarios, facilitando al especialista tomar decisiones basadas en estos hallazgos.

Por su parte, esta tecnología es bastante útil en especialidades enmarcadas en el área musculoesquelética, como Traumatología, Reumatología o Rehabilitación. El nuevo equipo detecta el edema óseo en fracturas, hasta ahora únicamente visible en los estudios de resonancia magnética. Por tanto, facilita información importante en los traumatismos óseos que determina la toma de decisiones y tratamientos a prescribir.

Asimismo, constituye un avance fundamental en la detección de las enfermedades de depósito (gota, pseudogota, entre otros); así como en al eliminación de artefactos producidos en las prótesis metálicas, que hasta el momento suponían una gran dificultad para evaluar tejidos u órganos circundantes.

Equipo de elección

Por otro lado, su rapidez y baja dosis los ha convertido en equipo de elección para los estudios de screening y despistaje de cáncer de pulmón. Es capaz de realizar un tac de tórax de alta definición con una dosis similar a la de una radiografía simple. Y, al mismo tiempo, es muy útil para la detección de tromboembolismo pulmonar permitiendo valorar el grado de perfusión del parénquima pulmonar.

Aznar ha subrayado la extraordinaria capacidad diagnóstica del nuevo equipo y la revolución que supone su tecnología al sustituir la definición convencional de cortes de los tomógrafos axiales computerizados. Según ha apuntado «es un nuevo concepto, su detector de 16 centímetros permite adquirir imágenes de una superficie corporal de esa longitud en apenas 0,28 segundos».

Por su parte, el director gerente del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, Luís Martínez Hervás, ha valorado en la incorporación de esta nueva tecnología la implicación del servicio de Radiodiagnóstico por la apuesta constante hacia la innovación y el logro de la optimización de la calidad de la respuesta a los ciudadanos mediante el incremento de la capacidad diagnóstico-terapéutica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here