El Virgen del Rocío estrena central de esterilización para sus quirófanos

El espacio da cobertura a cerca de 50.000 intervenciones quirúrgicas y otros tantos procedimientos clínicos con todas las garantías de higiene y seguridad para el paciente. Accede al vídeo de la noticia aquí.

La actividad supera los 15.000 ciclos de esterilización al año.

Redacción. El Hospital Virgen del Rocío de Sevilla ha puesto en marcha una nueva Central de Esterilización que da servicio a todos los quirófanos del Hospital General y del Hospital de Rehabilitación y Traumatología, con una previsión de actividad que supera los 15.000 ciclos de esterilización de material cada año. Además, tratan todo el material de cura y de pruebas diagnósticas necesarios para dar cobertura a cerca de 50.000 intervenciones quirúrgicas y otros tantos procedimientos clínicos que se realizan con todas las garantías de higiene y seguridad para el paciente.

Estas instalaciones se ubican en la sexta planta del Hospital General. Entre las mejoras tecnológicas incorporadas, destaca la adquisición de cuatro nuevas autoclaves Steelco de alta capacidad para responder a todas las necesidades actuales de esterilización, ofreciendo las mejores soluciones para la reducción del consumo de energía eléctrica y de agua, con el consiguiente ahorro económico y beneficio para el medio ambiente.

Un equipo humano integrado por 22 profesionales del hospital trabaja en esta Central, en concreto, un facultativo preventivista, una enfermera supervisora, 18 técnicos y dos profesionales de apoyo logístico. Funciona por lo general las 24 horas del día, adaptándose en todo momento para satisfacer la demanda y programación quirúrgica del hospital.




La obra necesaria para habilitar esta infraestructura, que se desarrolló el pasado verano con un presupuesto de 160.000 euros, ha supuesto el refuerzo estructural de una zona de 30 m2 y la adecuación de espacios de una zona conjunta de unos 225m2 para la instalación de una nueva máquina de esterilización, que anteriormente se ubicaba en el Hospital de Rehabilitación y Traumatología.

Se crea así un único espacio dotado de cuatro esterilizadoras y un doble sistema de suministro: el convencional, con suministro exclusivo de vapor de agua (procedente de la central térmica); y uno nuevo con autogeneración de vapor mediante alimentación eléctrica. Esto permite un doble respaldo de seguridad y de autonomía de las máquinas, y permite enfocar el consumo de la manera más energéticamente eficiente.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.