La Hermandad de la Macarena declara a Joselito El Gallo Figura Patrimonio Inmaterial Macareno

De esta forma se reconoce su aportación decisiva a la cultura macarena y a la construcción de la idiosincrasia de la corporación.

0
250

Redacción. La Junta de Gobierno de la Hermandad de la Macarena declara el 16 de mayo a José Gómez Ortega Joselito el Gallo Figura Patrimonio Inmaterial Macareno. De esta forma se reconoce su aportación decisiva a la cultura macarena y a la construcción de la idiosincrasia de la corporación. Este reconocimiento se produce en el día en que se conmemora el centenario de su trágica muerte en la plaza de Talavera de la Reina.

Desde hace meses la hermandad trabaja en el estudio y salvaguardia de su propio patrimonio inmaterial, tal como recomienda la UNESCO. En el artículo-informe del hermano Bosco Gallardo, “que ha servido de sustento a la declaración, se expone la aportación inmaterial de José en la expansión de nuestra devoción a través del mundo de los toros, así como su relevancia en la literatura popular, su condición de precursor del concepto actual de Asistencia Social y otras argumentaciones”.

La declaración Figura Patrimonio Inmaterial Macareno ayudará a poner en valor a  Joselito el Gallo, elaborando contenidos que difundan su aportación y consolidando el sentimiento patrimonial que hacia él siempre ha sentido el colectivo de los macarenos.

clinica santa isabel

Esta declaración se hubiera presentado a la sociedad a través de un acto, en el que asimismo se hubiera comunicado la declaración de otras nueve personas, entre ellas Miguel Loreto, Luis León, Juanita Reina o Pepe Hidalgo. Dicho acto se celebrará cuando la situación sanitaria lo permita.

El Patrimonio Inmaterial Macareno (PIM), o cultura macarena, es el conjunto de prácticas, usos, costumbres, valores afectivos y simbólicos en torno a la devoción de la Virgen de la Esperanza y su Hermandad. Tiene sus cimientos sociales en la parroquia de San Gil y el arrabal de la Macarena, y se ha desarrollado desde la Edad Moderna hasta llegar a ser uno de los pilares de la identidad sevillana. Los cambios en el medio geográfico, como la pérdida en el siglo XIX de las últimas huertas (ubicadas fuera y dentro de la muralla); la gran revolución icónico-informativa del pasado siglo; y las aportaciones de personas ajenas al ámbito constitutivo primordial; son hechos que no han afectado a su vigor, antes al contrario, han contribuido a su enriquecimiento y proverbial expansión. Hoy puede decirse que el PIM es algo innumerable.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here