La intención de la Junta de cerrar un colegio de Castilleja de Guzmán se topa con los padres

Las familias del pueblo organizan una serie de protestas para que su colegio no se convierta en instituto.

0
26

Fermín Cabanillas. Los padres de alumnos del colegio ‘Argantonio’ de Castilleja de Guzmán no se van a quedar quietos mientras deja de funcionar el histórico colegio.

Un grupo de familias se ha reunido esta tarde en el Parque del Dolmen de la localidad para organizar un calendario de protestas contra el cierre del centro escolar, que se ha anunciado desde la Junta de Andalucía esta misma semana. Los asistentes a la convocatoria han destacado que se acabará con un colegio  referencia en Andalucía por su calidad educativa, sin contar con los vecinos para una decisión que consideran tan importante. 

Un sinsentido

La reforma educativa de la Junta pretende convertir el centro escolar en un instituto de secundaria, algo que este colectivo no ve con buenos ojos, dadas las pequeñas dimensiones del edificio municipal en el que se levanta el colegio. “Dudamos mucho de que se vaya a construir un instituto cuando tenemos dos en los municipios aledaños y cada vez hay menos niños. Es un sinsentido”, lamentan. Además, si se quiere hacer un instituto, “hay otras maneras menos lesivas para el municipio, que pierde con el cierre del Argantonio un gran reclamo para atraer nuevas familias”.

Mientras la Junta habla de “ratios”, las familias de Castilleja de Guzmán, tengan o no a niños escolarizados en el centro, han organizado una serie de actividades contra el adiós al colegio. La primera ha sido esta tarde, en el parque donde se encuentra la réplica de uno de los dólmenes del municipio, y donde ha tenido lugar la quedada “en contra del cierre de uno de los colegios anunciado este pasado lunes por la junta de Andalucía con el beneplácito del ayuntamiento”.

El colegio que ahora se pretende convertir en instituto.

Los niños de la localidad han realizado una serie de dibujos en los que expresan su protesta por el cierre del centro, referencia en Andalucía. Se han unido las familias del pueblo para luchar por este centro educativo.

El Ayuntamiento, ha anunciado que este miércoles se va a convocar a todos los grupos políticos “para tener una reunión informativa sobre este asunto”. 

En un comunicado en sus redes sociales, ha pedido “disculpas al pueblo de Castilleja de Guzmán, y hacerlo por no haber informado inmediatamente de lo que por parte de la Delegación de Educación se nos ha expuesto esta misma mañana -por el lunes”, añadiendo que “se ha generado un debate en el que falta información, información que ha de ser transmitida en primera persona”, y se remite a una nota de prensa desde la Delegación de Educación sobre la ordenación y planificación educativa en el municipio.

En la citada nota se cita, en voz de la delegada de Educación y Deporte en Sevilla, María José Eslava, que tras la puesta en común y el análisis de necesidades, hay inversiones previstas en la localidad, centradas en la adaptación del CEIP Argantonio a un IES D2, con un presupuesto estimado de 345.000 euros. Esto es, que el colegio desaparecerá para que se convierta en instituto.

Debate

Eslava ha recordado que “no podemos centrar el debate de la educación en el número de líneas de Infantil de tres años, ni pretender ratios de 6 alumnos. Hay que usar las unidades disponibles para compensar en toda la enseñanza obligatoria”. 

Indica además que en la provincia de Sevilla han quedado sin ocupar 2.949 plazas y el 97 % de los niños ha entrado en la primera opción.

Sin embargo, las familias de Castilleja de Guzmán no parece que se vayan a conformar con estadísticas, y sus protestas no han hecho más que empezar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here