Sevilla despliega un dispositivo especial para disuadir las fiestas ilegales durante las Navidades

El Ayuntamiento de Sevilla despliega un dispositivo especial de Policía Local, Lipasam y distritos para disuadir concentraciones ilegales en la calle durante las Navidades.

0
258
policia local
Policía Local Sevilla. Foto: Eduardo Briones - Europa Press

Redacción. El Ayuntamiento de Sevilla, a través de la Policía Local, cuerpo adscrito al Área de Gobernación y Fiestas Mayores, la empresa municipal de limpieza Lipasam y los distintos distritos de la capital, desplegó en los días previos a Navidad un dispositivo especial para evitar fiestas ilegales en la vía pública. Además, se trata de evitar el incumplimiento tanto de la normativa antibotellona como de las derivadas del control de la pandemia por la COVID-19.

Actuaciones previas

Según explica el delegado de Gobernación y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera, “por un lado, este dispositivo, que continuará en los próximos días y especialmente de cara a la Nochevieja y los fines de semana, se enfoca hacia las quedadas en la calle que no han podido ser abortadas de forma preventiva por los agentes de la Policía Local”. Por otro lado, “trata de eliminar al instante los residuos acumulados tras estas actividades ilegales e incívicas”.

Así, entre los días 21, 22 y 23 de diciembre el dispositivo tuvo especial incidencia en las barriadas de Los Carteros (Norte), Torreblanca y Las Vegas (Sur). En ellas trabajaron 19 operarios de Lipasam con 9 vehículos, y donde se recogieron 4.540 kilos de residuos.

Entre las actuaciones, destacó una realizada en el Polígono Sur para disuadir una concentración de personas en la calle incumpliendo las normas de seguridad sanitaria. Aquel día los agentes tuvieron que emplearse tras sufrir agresiones por parte de quienes asistían.

Fiestas ilegales

No se produjeron detenciones, puesto que todos abandonaron la fiesta a la carrera, y los policías se incautaron de todo el material adquirido. En la misma zona, además, se disolvió otra fiesta ilegal. Como consecuencia de estas intervenciones, un policía local recibió atención sanitaria tras sufrir un botellazo, aunque sin gravedad.

Cabrera ha concluido que “no podemos permitir este tipo de fiestas. Estamos en un momento de repunte de casos de COVID-19 y todos debemos cumplir las medidas de precaución, incluso con limitaciones dentro de las propias familias en estas fechas navideñas”

De ahí que “no podemos tolerar estas fiestas ilegales, que ponen no sólo en riesgo la salud de quienes participan, sino también la de los demás. Y este control será continuado en el tiempo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here