Un siglo de trenes en Tomares

Las piezas seleccionadas, originales y de fabricación española, pertenecen a la colección Quiroga-Monte, una de las más completas de España.

0
186
La exposición estará abierta hasta el 23 de enero.

Fermín Cabanillas. El Ayuntamiento de Tomares acoge durante todas las Navidades “!Pasajeros al tren! El juguete ferroviario español”, una exposición nunca vista en Andalucía, donde se pueden contemplar más de 300 piezas únicas construidas entre 1880 y 1980, y en la que el visitante puede hacer  un viaje de 100 años por la historia ferroviaria española.

Las piezas seleccionadas, originales y de fabricación española, pertenecen a la colección Quiroga-Monte, una de las más completas de España, y estará expuesta en la Sala de Exposiciones del Ayuntamiento de Tomares hasta el 23 de enero. De este modo, las personas que acudan podrán recuperar sus recuerdos de la infancia donde se divertían con trenes de juguete, en unas fechas tan especiales como la Navidad.

Un juguete con historia

El tren, que siempre has sido uno de los juguetes favoritos de los niños, también ha estado, desde casi sus inicios muy ligado a la historia de Sevilla, una ciudad que llegó a contar con hasta tres estaciones ferroviarias como Plaza de Armas, San Bernardo y San Jerónimo.

Y a la historia del propio Tomares. De hecho, en 2020 se han cumplido 115 años de la puesta en marcha de la mítica línea minera entre Cala y San Juan de Aznalfarache, inaugurada en 1905, que atravesaba el término municipal y actualmente, en su recuerdo, hay una calle por uno de los tramos que pasaba, junto al Camino Viejo y el Parque Empresarial Manchón.

Además, la exposición hace un guiño muy particular a Tomares con una selección de piezas únicas de los mejores juguetes de tranvía, en diferentes escalas y de más de un siglo de antigüedad, para recordar que hubo un tranvía que pasaba por Tomares, cuando hacia su trayecto desde Sevilla hasta San Juan de Aznalfarache, en 1924.

Variado

En la exposición se puede disfrutar de un gran conjunto de figuras, únicas por su cantidad y calidad, algunas fabricadas a gran escala, pertenecientes a la excelente juguetera Hispania. Estas espectaculares reproducciones de estaciones, andenes, depósitos de locomotoras, guardagujas, depósitos de agua, taquillas de billetes, indicadores de direcciones, trenes con sus coches de pasajeros, fueron fabricados desde finales del siglo XIX hasta la década de 1920 por los hojalateros del barrio de Gracia de Barcelona.

Nos encontramos ante suntuosos juguetes, decorados a mano con pigmentos naturales y ensamblados con características soldaduras de estaño, que estaban destinados a los niños de la burguesía, como testimonia su calidad excepcional, en la que llaman la atención detalles tan sofisticados como las ruedas de fundición en los trenes o los auténticos cristales en las ventanas de los edificios ferroviarios.

De esta forma, no solo los niños pueden disfrutar de la exposición, también los visitantes adultos, a través de los trenes de juguete y sus accesorios, que cada generación tanto deseó y disfrutó, para que puedan revivir las ilusiones y recuerdos de la niñez, a la vez que los pequeños de hoy conozcan el tren del pasado como un estímulo para valorar y utilizar el del presente.

Horario:

Lunes a sábado: De 11.00 a 14.00, y de 17.00 a 21.00.

Domingos: De 14.00 a 21.00.

Cerrada las tardes del 24 y 31 de diciembre, y los días 25 de diciembre y 1 de enero.

Entradas: Niños 1 euros / Adultos 2 euros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here