La Plaza de España de Sevilla, un monumento también en El Coronil

Un carpintero de la localidad tuvo la paciencia de reproducir cada detalle del monumento para regalárselo a sus vecinos.

0
192
La Plaza de España de Sevilla, un monumento también en El Coronil

Fermín Cabanillas. Entre 1914 y 1929, una explanada situada junto al centro de Sevilla vio cómo crecía poco a poco el que hoy día es uno de los grandes monumentos de España. La Plaza de España de Sevilla.

El arquitecto Aníbal González se puso a frente de una de las construcciones principales de la Exposición Iberoamericana de 1929, que se convirtió en el edificio más grande de todos los que se levantaron en la ciudad durante el siglo XX.

Una obra única

Se trata de una construcción ¿única? En realidad lo es, pero la imaginación de un vecino de la localidad sevillana de El Coronil hizo en su día que el impresionante monumento tenga un hermano, que se puede ver a la entrada de la Casa de la Cultura del municipio.

Una de las últimas visitantes de ese edificio, que se ha quedado impresionada con lo que vio en vivo, ha sido la coordinadora de comunicación de la Red Andaluza de Trasplantes, Dora Paniagua.

Promoción por la provincia

Dora realiza cada semana una intensa labor de promoción de los lugares en los que se realizan donaciones de sangre itinerantes por la provincia, y este jueves, de 17.00 a 21.00, esa unidad de extracción sanguínea está en la Casa de la Cultura de El Coronil, precisamente.

Allí se había citado con la televisión local, con el fin de promocionar todo lo posible la actividad solidaria, y nada más entrar se encontró con la impresionante réplica del monumento, algo que, curiosamente, no es demasiado conocido fuera de los límites de este pueblo, pero que merece la pena ver de cerca.

A la obra que se puede ver en la Casa de la Cultura de El Coronil no le falta un detalle.

“Voy a la televisión de El Coronil y me encuentro con esta Plaza de España recreada en madera y mucho más”, ha escrito en sus redes sociales, para dar algunos detalles curiosos sobre el trabajo que hizo posible que saliese a la luz la réplica.

La obra de un carpintero

Como ello misma detalla, un carpintero de la localidad, Francisco Mena, era un amante del cine y todo lo que le rodea, aparte de su profesión, y no le pasó por alto el protagonismo que el monumento ha tenido en el séptimo arte.

Por eso, echó imaginación a su obra y sacó adelante una obra que cuenta con detalles que hay que ver muy de cerca, como los azulejos, que han sido recreados con cajas de cerillas.

Detenido

Una de las anécdotas que rodea a la obra era que acudía de vez en cuanto a ver el monumento de cerca, y eso le acarreó algún disgusto: “Cuentan que iba a observar durante horas el monumento hasta que un día lo detuvieron en Capitanía como sospechoso de terrorismo. Todo se solucionó pronto tras mediar el alcalde y aclarar lo que de verdad era: un artista”.

El caso es que la réplica salió a la luz, y se puede disfrutar como algo extremadamente curioso y a la vez toda una obra de arte en la Casa de la Cultura de este municipio sevillano.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here